jul. 24, 2020

Vigilancia tecnológica permitió acelerar el desarrollo de ventilador mecánico de alto rendimiento creado en Chile

A sólo dos meses se extendió el proceso de fabricación del aparato médico, a cargo de un grupo de ingenieros de la empresa DTS. El proyecto consideró el análisis de información tecnológica aportada por el Instituto Nacional de Propiedad Industrial - INAPI, con el objetivo de resolver diversas barreras técnicas detectadas en el proceso de diseño.

Desde que la Organización Mundial de la Salud (OMS) elevó a la categoría de pandemia la propagación del Covid-19, el uso de los ventiladores mecánicos no sólo se convirtió en un elemento vital para enfrentar la crisis sanitaria, sino también, en un equipo médico escaso en el mercado internacional.

En este contexto, la empresa DTS, en colaboración con ENAER y FAMAE, se propusieron generar un modelo de ventilador mecánico de alto rendimiento en tiempo récord. Por lo tanto, para acelerar el proceso fue necesario disponer de información tecnológica sobre este tipo de aparatos, patentados en diversos países. De esta forma, se logró resolver en forma eficiente las dificultades presentadas por los múltiples componentes del dispositivo, a raíz de las complejidades asociadas a la naturaleza de su funcionamiento.

El análisis estuvo a cargo de especialistas de INAPI y se hizo a partir de determinadas variables técnicas, en atención al actual escenario que vive el país. Por lo tanto, fue fundamental acotar la búsqueda a modelos de gran eficiencia, de fácil usabilidad y de rápida fabricación en serie.

“El sistema de patentes junto con resguardar los derechos de los titulares, es la fuente de información tecnológica más importante del mundo. Permite que, en determinados casos, se pueda ahorrar tiempo y recursos asociados a investigación y desarrollo. En esta oportunidad, Chile se verá beneficiado con una nueva tecnología altamente sofisticada, lo que abre oportunidades de innovación en el ecosistema local”, comentó Loreto Bresky, directora nacional de INAPI.

Luego del proceso de diseño del ventilador mecánico Neyün F, el proyecto consideró pruebas en el Laboratorio en Certemed, de la Universidad de Valparaíso, con resultados positivos.

Más tarde, se iniciaron las pruebas en animales, por parte de un equipo de académicos de la Pontificia Universidad Católica. La fase fue superada satisfactoriamente.

En tanto, la tercera y última etapa contempla pruebas clínicas con pacientes del Hospital de la Universidad de Chile, que permitirá acceder a la certificación definitiva.

“La investigación exhaustiva realizada por el organismo encargado de la administración y atención de los servicios de la propiedad industrial en Chile, permitió a nuestro equipo de especialistas estudiar las patentes relacionadas con ventiladores mecánicos y entender el proceso de sus respectivas invenciones. Con ello, la gran cantidad de información aportada ayudó a los ingenieros a desarrollar con mayor certeza Neyün F”, destacó Patricia Espinosa, Subgerente de Marketing de DTS.

El ventilador mecánico de alto rendimiendo Neyün F, es parte de los cinco proyectos preseleccionados de la iniciativa “Un respiro para Chile”, que es parte del fondo SiEmpre, y que ha sido impulsada por SOFOFA Hub, Socialab, el Banco Interamericano de Desarrollo (BID), y apoyada por el Ministerio de Ciencia y el Ministerio de Economía.

“Este proyecto es parte de un proceso inédito de colaboración institucional y privada para el propósito común de responder ante la contingencia y estrés del sistema de salud actual. En ese sentido, INAPI fue proactivo en poner su capacidad de vigilancia tecnológica al servicio del desafío, demostrando que el sistema de patentes puede contribuir de manera efectiva y eficiente al proceso de desarrollo de DTS”, agregó, Alan García, director de Sofofa Hub.

Volver